viernes, 17 de octubre de 2014

Jueves de fiestas

Las 16:50 y estoy aquí tranquilamente- bueno, lo de tranquilamente se podría mejorar si el

(os ahorraré la lectura de todos los apelativos que tengo ahora mismo en mente para describir el windows 8 y el portátil de mi marido y el tío de la tienda) 

ordenador no se estuviera restaurando una vez más. Esperemos que esta vez sólo necesite  ser restaurado y no tenga que restablecerlo como la otra vez.

Esta vez no es que reinicie el rúter cada vez que le sale de la disquetera sino que el mismo ha intentado en un bucle reinstalar sus propias actualizaciones y no sale de ahí. Sí. El Windows 8 es algo así como un borderline. Y claro, no tengo el disco para reparar el windows 8. Porque el señor de la tienda ha estimado que con un sistema operativo tan chachi, no hacía falta meterlo en la caja.

Eso sí, si te gastas 100 y pico leros en la tienda Microsoft Online podrás adquirir el Windows 8.1 y todo te irá súper chachi.

Microsoft y Apple, arderéis en el infierno.

Restaurando tu  PC (99%).

Crucemos los dedos.

... ....

Vale venga funciona. Hasta que le dé otra neura.

Prosigamos pues...