martes, 31 de marzo de 2015

Whatsapp

Despertar, bajar al salón, encender el wifi, encender el móvil, comprobar las notificaciones, mensajes, visitas,entradas, etecés, descubrir que durante la noche, mi whatsapp que me ama me ha añadido una pestaña llamada "llamadas" para evitarme el tener que compartir tropecientas veces ningún mensaje sospechoso con nadie, ilusionarme con la idea de que ahora que las llamadas son gratis, sí que todo el mundo me va a llamar por fin, recordar que no soy de esa clase de personas a las que les gusta que todo el mundo la esté llamando a todas horas, sentir alivio al caer en la cuenta de que por muy gratis que pongan las llamadas la gente no se va a  poner a llamarme ahora, sería raro, cerrar el paréntesis whatsapp, seguir con el resto de la mañana.