domingo, 30 de noviembre de 2014

Dudas patrioteras

Ok. Puede que el otro día me pasara comparando Francia con España. Si hubiera maquillado un poquito las cifras. A veces el español de a pie parece carecer de ese puntito de autocrítica y exacerbarse con excesiva facilidad. Sabiéndolo puede que tuviera que callarme. Pero me salió natural. Mi cabeza me decía "cállate, di algo bueno, ponte a cantar el paquito chocolatero, haz algo por Dios!!!" pero mientras mi boca chucuchucuchú que no paraba. Algunos luego han llegado a sugerirme que tal vez fuera mejor que me volviera a mi país. Como si yo tuviera de eso. Pero cuando anoche me dormí en la primera media hora de "Ocho apellidos vascos" empecé a planteármelo seriamente. Qué rollazo de peli por Dios. Sí. Ya me he puesto en contacto con el consulado francés. No tardarán en iniciar los trámites de deportación. 

Un besico, y feliz domingo!!

PD: lo bueno es que entre pitos y flautas he dormido casi once horas y eso me hace muy feliz...
Lo malo es que empezamos con los quince black days de evaluation... OMG!!!