martes, 20 de mayo de 2014

Melancolía

A ver. Esto de ver cine independiente es como todo en esta vida. Cuando no se hace durante un tiempo, uno se olvida de cómo se hace. Y lo cierto es que me he pasado los últimos años enganchada a las pelis de Walt Disney. Dulces y puras e inocentes pelis de Walt Disney. Así que cuando vi que echaban una peli danesa de cine independiente en la 2, pensé, ¿por qué no intentarlo? Ahora o nunca. Tengo la ocasión perfecta para comprobar cuánto he cambiado o cómo de igual sigo. Además esta parece de las fuertes. Me refiero a que a mí me gusta hacer las cosas de golpe, a lo bruto, un buen chute, sin medias tintas, nada de empezar poquito a poco, no, yo es a lo bestia o nada, y así me va... 

Porque lo que no sabe la mayoría de la gente es que hubo una vez en que era aficionada al cine independiente. No digo que las haya visto todas. Soy de las aficionadas amateurs. Pero sí que he visto unas cuantas joyas. Léolo. Kids. Fanny y Alexander. E incluso una rumana de vampiros. Me gustaba el cine de cualquier manera y el independiente también. Y anoche tenía la ocasión de ver una.

Claro que no contaba con que ayer el doodle de google era el Rubik. y que me iba a tirar media película intentando hacerlo. Al cabo de 300 maniobras, recordé por qué nunca en la vida había podido formar uno (me mareo), lo mandé a paseo y me concentré en la peli.

Está bien. Supongo que sin Rubik mejor. Lo que sí me removió la conciencia fue ver a esa chica aparentemente feliz pero que luego resultaba que no lo era en absoluto. En realidad estaba enferma. Muy enferma. Depresiva. Y en cierto sentido, verlo así, en crudo, me ha removido la conciencia y admito sentirme algo culpable. No sé. Supongo que de haber sabido cómo era, habría hecho las cosas de forma distinta. En fin.

Se me había olvidado que el cine independiente te enseña las cosas tal y como son, sin florituras, y que desgraciadamente no son nunca ni dulces, ni puras, ni inocentes. Y a veces una no sabe si es un personajito bueno y tierno de cuento de hadas encerrada en una peli independiente o al contrario un antihéroe malherido y gris secuestrado en un dibujito animado de Walt Disney.

Aguanté hasta el final. Me gustó. La prueba ha dado positivo. 

Y ya está bien por hoy. Felices tardes!!!