viernes, 24 de enero de 2014

Ayer

... me pesaba tanto la existencia que pensé que tenía 102 años.

Buenos días!!

Al menos nos hemos levantado con sonrisa!!